"Porque es nuestro existir, porque es nuestro vivir, porque él camina, porque él se mueve, porque él se alegra, porque él ríe, porque él vive: el Alimento"



Códice Florentino, lib,VI, cap.XVII

martes, septiembre 28, 2010

La mirada del otro


12 comentarios:

190.arch dijo...

Y los borreguillos como el chinito... nomás milando.

Un besazo, Car!

Byte64 dijo...

Cuando tenia unos 15-16 años, con un amigo íbamos a ver ese proceso en el matadero publico, ahí nos enteramos de como se mataban las vacas. Las mataban de un tiro en la cabeza, una por una.
Mientras las vacas son bastante tontas y ni se dan cuenta aunque estén en la cola esperando su turno, los cerdos son mucho mas inteligentes y cuando entienden que los van a matar, empiezan a huir y a rebelarse. De hecho creo que los maten en dos fases, primero los electrocutan y luego no se.
Pero últimamente con la llegada de muchos árabes a Europa empezaron también a matar las vacas y los borregos con el método halal o sea por desangramiento (creo) y me dicen que es la misma manera aprobada por los rabinos (pues al fin y al cabo árabes y judíos proceden de la misma área geográfica).

Claudia Hernández dijo...

Guao, acabo de buscarlo en la web y he visto sus tras fotos de esa serie, impresionante, se me ha puesto la carne de gallina. Y es verdad, lo que propone... muchos niños no tienen ni idea de dónde viene esa carne, y nosotros mismo olvidamos un poco esa parte.
Hace mucho, un amigo fotógrafo hizo un interesante trabajo acerca de las típica matanzas del cerdo que se hacen en España.
Saludos

Mexico in my kitchen dijo...

Me quede como los borregos con esa foto. No has visto la pelicula "Food, Inc" ahi muestran como es la industria de la carne de cualqueir tipo en Estados Unidos, realmente no te la crees.

Saludos Carmen,

Mely

Caro dijo...

Carmen:
A pesar de que hace ya casi un año que empecé con el vegetarianismo, estas imágenes todavía me asombran y me duelen. Creo que es importantísimo saber de dónde viene lo que comemos, conocer la realidad de lo que pasa en estas grandes industrias y luego decidir si lo queremos en nuestra mesa o no.
Gracias por difundir este material, excelente post. Un abrazo!!!

Brenda dijo...

Muy cierto lo que dice, pero luego se nos olvida y volvemos a disfrutar del bistec.
Besos Carmen

Juana dijo...

Al ver esa foto me dán ganas de no comer más carne(a pesar de que como poca), por desgracia cuando se despierta la fiera salveje que hay en mi, necesito un buen filete....snif!
Besos guapa

Sorokin dijo...

Es verdaderamente triste y deprimente ver a los pbres corderitos coo ejecutan a sus hermanos. Sí. Pero hay que ser objetivos: somos bichos, somos omnívoros por diseño, no podemos sintetizar las proteínas. Necesitamos ingerir proteínas animales. A espinaca pura nos quedaríamos todos de color verde pálido (y adoro las espinacas).

Ya sé que es un tema muy polémico, con una gran carga sentimental: ver cómo te mira una vaca, con esos ojos grandes y tristes, mientras mastica unas yerbas, te hace sentir fatal cuando te comes un entrecot... pero ¿qué le hacemos?

Prieta dijo...

Carmen,
Que manera de difundir este tema tan controversial. Yo mire esa película que menciona Mely y realmente es impresionante. No solo por la forma en que se matan a los animales sino también por la forma en que el producto es procesado y presentado al consumidor; realmente inhumano para el animal y para el consumidor. Yo tengo un marido vegetariano y me alegro porque de esta manera mi consumo de carne es mínimo. Aunque intento no consumir carne, no creo que comer carne sea malo pero si me esfuerzo por buscar comprarla en lugares especializados en un trato mas humano para el animal y que respeten la naturaleza de sus animales a la hora de su disposición y los derechos del consumidor a la hora de presentarnos su producto. Para los que no han visto esta película, se las recomiendo porque ademas de aprender sobre la mala industria de la carne, se puede aprender sobre el poder de elección y la responsabilidad que tenemos como consumidores.
Muy buen tema, Carmen. Te mando un abrazo.

Gabriela, clavo y canela dijo...

jajajaj ojos que no ven, corazón que no siente...
besos
Gaby

Carmen dijo...

Les agradezco a todos sus comentarios, iluminan la historia que traigo entre manos.
Los invito a leer el post de arriba.

Flavio,tu historia me hizo recordar la que escribí hace 3 tres años y me hizo subirla de nueva cuenta, gracias.

Claudia, qué bueno que te inoculé con la inquietud para buscar la obra del fotógrafo. Realmente las otras dos fotos son igual o peor de aterradoras. Los humanos somos unos seres despiadados.

Mely y Prieta: Claro, que vi la película, muestra eso que dicen. Sin embargo yo no tengo la opción de comprar carne en un lugar donde tengan una forma más "humana" y menos despiadada para matarlos. Yo he visto cómo obligan a los cerdos o a las vacas a bajar de los camiones de carga al llegar al rastro y es sumemente penoso. Ojalá y hubiera una forma menos cruel para matarlos y que al llegar ese trozo de carne a tu mesa haya sido de manera más civilizada.

Caro: Yo respeto a los vegetarianos, mi marido lo fue muchos años, sin embargo como dice Sorokin, a muchos de nosotros no nos basta comer sólo verduras y granos. Después de un tiermpo de consumirlas siento que desde lo más profundo de mí, mi cuerpo me pide algo de carne animal.

Brenda, Juana y Gaby, supongo que ustedes son igual que yo les gustaría que la muerte de esos animales que nos comemos fuera lo más rápida posible, pues todavía no renunciamos a sacar la carne de nuestra dieta y a ninguna nos gusta que los animales tengan que sufrir tanto.

Mari dijo...

Pienso igual que tu. Ojala se mejore la forma en como se matan.

un saludo : )